Encuentra la línea después del bebé

¡Esta es la gran pregunta que casi todas las nuevas madres se hacen después del nacimiento de un hijo! ¿Cómo encuentra su línea? Consejos inteligentes y consejos para no enamorarse de nuestro especialista en acondicionamiento físico y belleza.

Balancea tus comidas

  • En primer lugar, resista la tentación de consumir pasteles, pasteles, refrescos. Acostúmbrese también a comer al menos tres comidas al día.
  • Desayuno: levantarse más temprano si es necesario para tener tiempo para comer un desayuno real que se siente y en paz. Coma una bebida caliente, una rebanada de pan, un producto lácteo (leche, yogur, requesón) y una fruta.
  • Almuerzo y cena: incluir en el menú de estas dos comidas: carne, pescado, huevos o jamón, vegetales verdes, para cambiar a una de las dos comidas con harina o vegetales secos y un producto lácteo.
  • Snacks de 11 o 17: Tome un yogurt, una manzana o un trozo de queso para deducir de su ración diaria.
  • En resumen: su menú básico debe incluir: 80 g de pan (1/3 de una baguette), 20 g de mantequilla baja en grasa, 2 cucharadas. aceite, 6 cucharadas cucharadas de papas, arroz, pasta, sémola o polvo, 30 g de queso duro, 1/4 de litro de leche y 2 yogures.
  • Si está amamantando: La ingesta de carbohidratos (azúcar) y calcio (12 g por día) debe ser más importante. Esto significa una porción de 130 g de pan, 250 g de harina, 3 o 4 frutas y 100 g adicionales de requesón al 20%.

Consejos para no agrietarse

  • Beba un vaso grande de agua fría en lugar de bocadillos.
  • Abra la ventana y respire profundamente, o siéntese y relájese mientras espera su comida.
  • Compre con el estómago lleno.
  • Come a horas regulares.
  • Intenta comer despacio.
  • Báñate o llama a un amigo si eres goloso mientras ves la televisión por la noche.
  • Come solo dos cuadrados de la barra si te atrae un antojo irreversible de chocolate.

¡Comienza a moverte!

  • Considere ir a un fisioterapeuta para las diez rehabilitaciones posparto. Le permiten comenzar a fortalecer su perineo o abdomen. Este es el primer paso para volver a tener el estómago plano.

Gimnasio en casa: no pierdas la oportunidad de hacer un poco de gimnasia suave:

  • Estire bien la espalda cuando presione la carriola o el cochecito.
  • Ve con el estómago adentro.
  • Ve a la guardería o niñera si puedes.
  • Sáltate los ascensores y realiza largas caminatas de fin de semana con papá y bebé.

Fuerte Monique

¿Qué te ha parecido?

Deja una respuesta